Memorable edición del Terra Madre Day en El Hornillo con un menú elaborado con productos de la comarca

Publicado en Noticias
0

Terra Madre 10-12-13

Memorable edición del Terra Madre Day en El Hornillo con un  menú elaborado con productos de la comarca.

terra-1
Más de 80 personas de todas las edades se dieron cita en el campamento El Tejar del pueblo abulense de El Hornillo para festejar el Día de Terra Madre. Este año la ya tradicional iniciativa de carácter mundial promovido por el movimiento Slow Food, tenía como eje central recordar y defender los alimentos en peligro de desaparición, aunque el convivium Gredos-Tiétar quiso también introducir la reivindicación del “Agua como Bien Común”. La bienvenida, sonadas ya las 14 horas, consistió con unos entrantes de tradicionales de choricitos y morcillas de El Hornillo y Guisando.

Tras la presentación por parte de Marco Rizzardini, presidente de la agrupación local de SlowFood, tomó la palabra Pilar Diego. En calidad de vecina de Candeleda y de representante de la Plataforma contra la Especulación Urbanística y Ambiental, que ha desarrollado una importante lucha sobre temas hídricos, Pilar contó cuál es la Normativa Europea que España tenía obligación de cumplir desde el año 2003.
Explicó brevemente la Directiva Marco del Agua y cuáles son sus objetivos básicos. Pasó después a ilustrar los nuevos retos para el siglo XXI en política de aguas.
Relató como España ha incorporado con reticencias esta Directiva en cuanto a gestión y planificación en nuestras cuencas hidrográficas. Denunció el oscurantismo, la falta de participación ciudadana y el control de la gestión del agua por los grupos de poder, que han llevado a perpetuar los problemas de nuestros ríos:
Sobrexplotación, contaminación, falta de caudales, ocupación de la llanura de inundación…
Citó algunos ejemplos de conflictos en las Demarcaciones Hidrográficas y alertó de la peligrosa tendencia a la privatización del agua. La mercantilización del agua, no considerarla un Bien Común defendido por las comunidades y los poderes públicos, puede tener tremendas consecuencias. Y esa es la situación actual en España. Pilar puso unos ejemplos breves de cómo se está combatiendo una solapada guerra, mediante acaparamiento de tierras y de los recursos básicos por grandes grupos económicos y de poder. El caso del valle del río Corneja, el más cercano.
terra-1-5
Tras los aplausos a Pilar, se empezaron a servir los platos calientes. El primero fue una potente sopa de Boletos Pinicolas recolectados en el cercano puerto de El Pico que, preparada por los cocineros de SlowFood, además del alma, calentó a fondo el cuerpo de los participantes.

Siguió un tradicional Relleno con Patatas elaborado por Jesusa de la Asociación de Mayores de El Hornillo. El primer plato de carne, de la pequeña ganadería-carnicería local “Pedro y Mariano” consistió en un contundente Magro guisado con tomate y pimientos. Sin casi solución de continuidad, Slow Food aportó el suculento Morcillo de ternera avileña con vino y verduritas, que se sirvió mientras al público vegetariano se le proponía guisantes y zanahorias rehogados.

 

terra-1-8

Los últimos y definitivos platos de carne consistieron en dos jamones de jabalí cazado en las cercanas dehesas. Tras dos días de oportuno “remojo” y maceración, Paula preparó uno en Ragout con especias y verduras, mientras que Marco optó por una preparación extremadamente sabrosa “A la cazadora” según la tradición de Toscana. El acompañamiento se basó en Puré de patatas y arroz Senia, variedad ya olvidada y rescatada por nuestros compañeros de Valencia. Todo regado con una garnacha joven producida en Arenas por nuestro compañero Ricardo, un tempranillo de San Esteban del Valle elaborado por Avelino y la sidra de la empresa El Pomar de Gredos.No era pensable terminar esta alegra reunión sin postre: Marisol y Enrique, de la Asociación de Vecinos y Vecinas nos agasajaron con Pan de leche con compota de membrillo y Carmen con una refrescante Tarta de manzana.

terra-1-7
Ya a las cinco de la tarde, se fueron preparando las hogueras en la pradera exterior, el café empezó a circular y poco a poco las canciones populares tradicionales fueron animando el ambiente. La guitarra de Quique añadió toques más modernos y ritmos de otros países. Fue llegando la oscuridad, pero las llamas y las castañas asadas permitieron que muchos permanecieran hasta tarde.
Quedó muy claro que celebrar Terra Madre es indispensable; es una única fiesta que recorre el mundo para recordar que comer sigue siendo un acto agrícola y subrayar la importancia del alimento local y el derecho de todas las comunidades a reivindicar el acceso a una comida de calidad. Nos une y nos hace más alegres y combativos.
Logo Slow F Gredos Tietar 00
Caracol de color 13

[email protected]

https://gredos-tietar.slowfood.es

http://www.facebook.com/sfgredostietar

Deja tu comentario con

Los comentarios están cerrados.